Inicio Versus La lucha contra el racismo en la NFL

La lucha contra el racismo en la NFL

Emparrillado NFL

Por Javier Sánchez .- Como la persona monolingüe que critica a quien habla su idioma con acento y que nunca ha experimentado lo difícil que es aprender un segundo idioma, así han criticado los anglosajones y otros a los manifestantes afroamericanos por protestar el racismo y discriminación sistemática que azota a los Estados Unidos. Resulta fácil criticar, por ejemplo, a la gente que no puede dejar de fumar o las drogas, cuando uno nunca ha fumado o ha sido adicto a estupefacientes.

El último anglosajón que recibió severas críticas por su postura negativa tocante a las protestas de los afroamericanos fue Drew Brees, el popular mariscal de los Santos de Nueva Orleans. Brees criticó a los jugadores de la NFL que han puesto rodilla en el césped protestando el racismo. “Voy contra la falta de respeto a la bandera”, dijo Brees, cuando el mariscal nunca ha sentido el marcado racismo que prevalece en Estados Unidos

La lluvia de críticas no se hicieron esperar obligando a Brees a reconsiderar su controversial postura. El mariscal se retractó y pidió disculpas por sus punzantes palabras. Un gran número de los jugadores afroamericanos compañeros de Brees aceptaron su disculpa porque el jugador oriundo de Austin, Texas no tiene record de racista.

El mariscal Colin Kaepernick inició este movimiento hace 4 años. Mientras se entonaba el himno nacional previo a los partidos, el quarterback empezó a colocar una rodilla en el piso en protesta por la brutalidad policiaca en contra de los negros y el racismo. Otros jugadores lo siguieron y las críticas surgieron en contra de los protestantes. Las criticas mas fuertes vinieron del presidente Trump, quien le exigió a los propietarios de los equipos de la NFL que despidiera “a esos hijos de perra por faltarle al respeto a la bandera”.

El comisionado de la NFL, Roger Godell, a principio no dijo nada, intimidado, quizá, por los propietarios de los clubes, la mitad de los cuales apoyan la campaña de Donald Trump.

Goodell, sin embargo, ha dejado el silencio para agregarse y apoyar las protestas de los jugadores. La postura de Kaepernick ha sido apoyada por Goodell. Su apoyo podría servir para que los clubes remuevan la etiqueta de “bola negra” que pesa sobre Kaepernick, quien a pesar de haber llevado a San Francisco al Super Bowl, no ha sido contratado por ningún equipo durante mas de 4 años. Las protestas y postura de Kaepernick es de admirarse, porque fue adoptado por una pareja de anglosajones y no tuvo que sufrir las vejaciones por parte de los policías como ha sucedió con cientos de afroamericanos. El mariscal sabia que arriesgaba su carrera al adoptar esta postura de protesta, pero aun así lo hizo. Ahora, su postura es aceptable y reconocida.

Mientras tanto, la NFL y otros deportes profesionales se han estado preparando para jugar esta temporada a pesar de la amenazante pandemia. Los deportes en Estados Unidos, mas que en ningún otro país en el mundo, son una gran parte de la cultura norteamericana. Se juega durante todo el año. Al béisbol le sigue el futbol americano, luego el basquetbol, el hockey y el soccer.

La gente arde porque comience la NFL, aunque la pandemia los obligue solo a ver los partidos por televisión. La nueva temporada luce intrigante. Tom Brady ahora jugará con Tampa Bay, y el coach Jason Garrett, ex entrenador de los Vaqueros de Dallas, ahora será coordinador ofensivo de los Gigantes de Nueva York, acérrimo enemigo de los Cowboys.

Será interesante ver la reacción de los jugadores cuando entren a la cancha de juego sin público en las gradas.

 

 

Artículo anteriorCÓRDOBA MEXICANA
Artículo siguienteTorneo Apertura 2020 de Liga MX dará inició el 24 de julio; habrá repechaje