Inicio Mundo Se derriten los autos por intenso calor en Kuwait

Se derriten los autos por intenso calor en Kuwait

KUWAIT- El emirato árabe de Kuwait ha vivido el verano más caluroso de los últimos 70 años, convirtiéndolo en uno de los lugares más calurosos del mundo.

Y no es para menos, ya que la temperatura del aire ha ascendido hasta más de 70 grados en el sol y 54 grados en la sombra. De hecho, el calor ha sido tan intenso en los últimos días que los faros y otras partes plásticas de los autos empezaron a derretirse.

Normalmente, la temperatura en esta región no debería superar los 46 grados en esta época del año, informa el medio Gulf News citando al meteorólogo kuwaití Essa Ramadan. Con ello, también destaca que en los últimos años los récords de temperaturas han sido algo normal para Kuwait. Así, en julio de 2016 se registró una temperatura de 53,9 grados en la ciudad de Mitribah.

Los diez años más calurosos en la historia de Kuwait fueron registrados todos desde 2005 y los siete años más calurosos fueron reportados a partir de 2014. Todo esto es un hecho insólito, incluso para esta región.

Así, Ramadan explicó al medio que en los años 60 y 70 las temperaturas nunca llegaron hasta estos niveles, y ha sido solo a lo largo de los últimos 30 años que los veranos se hicieron más calurosos y una temperatura promedio de 50 grados se convirtió en algo normal.

El meteorólogo también explicó que hay varios factores que contribuyen a que Kuwait sea uno de los lugares más calurosos del mundo. Entre ellos están su ubicación geográfica y el ángulo de los rayos solares. Y es que la proximidad de este país al ecuador hace que tenga una mayor tendencia a experimentar altas temperaturas, ya que atrae más radiación solar.

Esto es corroborado por la NASA, que explica que los rayos cerca del ecuador generan un mayor nivel de radiación solar, y mientras más radiación se concentre en un área pequeña, más alta será la temperatura.

Otro factor que contribuye a las altas temperaturas en la región es la falta de vegetación y árboles en combinación con una creciente infraestructura, especialmente edificios. Todos estos cambios hacen sonar voces de alarma sobre el cambio climático, puesto que las altas temperaturas son mucho más que una mera cifra y afectan a los que viven en los lugares más calurosos.

De hecho, una de las medidas que tuvieron que adoptar las autoridades de Kuwait para proteger a los trabajadores ha sido prohibir cualquier tipo de labores fuera de edificios entre las once de la mañana y las cuatro de la tarde en los meses de junio, julio y agosto.

Por desgracia, todo esto provoca un círculo vicioso que solo lleva al empeoramiento de la situación, alerta el medioambientalista Samia Al Duaij. Según explicó, la creciente temperatura, que se mantiene durante más tiempo en sus picos, hace que la gente use más su aire acondicionado, y esto acarrea un mayor consumo de energía eléctrica.

Esto, a su vez, lleva a que se genere más electricidad, lo cual se hace a costa de emisiones de gases invernaderos y otros contaminantes. Al final, las altas temperaturas también hacen que haya más tormentas de arena y menos lluvias. Todo esto, junto con la subida del nivel del mar.

Al mismo tiempo, Kuwait genera poco CO2 a nivel global, razón por la cual tiene poco peso en esta cuestión, aún sufriendo más sus consecuencias. La solución a nivel local es plantar más árboles, para que consuman el CO2 y creen más sombra, así como crear infraestructuras más verdes.

Sputnik

Artículo anteriorMueren 24 pasajeros de ómnibus en Bolivia
Artículo siguienteDenuncian a expresidente Macri por envío de armas a Bolivia