Inicio Mundo Renuncia el primer ministro interino de Haití

Renuncia el primer ministro interino de Haití

PUERTO PRÍNCIPE- El primer ministro interino de Haití, Claude Joseph, dejaría su cargo y pasaría a integrar el Gobierno en formación de Ariel Henry, anunciaron medios locales.

“Primer ministro (interino) Claude Joseph realizará el traspaso de poderes al primer ministro nombrado Ariel Henry este martes 20 de julio”, anunció en sus redes sociales Frantz Duval, editor jefe de Le Nouvelliste, el diario más antiguo e importante del país caribeño.

Joseph estaba gobernando Haití de forma nominal, tras el asesinato del presidente Jovenel Moise, ocurrido el 7 de julio.

En el nuevo gabinete, Joseph conservará su cargo de canciller, que ejerce desde marzo de 2020, incluso durante los tres meses que actuó como jefe de Gobierno en funciones.

La dimisión pone fin a la pugna de poderes que escaló tras el magnicidio, y ratifica el espaldarazo de la comunidad internacional a Henry, un neurocirujano de 71 años, nombrado para el cargo dos días antes del asesinato del presidente Moïse.

En una entrevista con el Washington Post, Joseph confirmó que él y Henry se reunieron en privado y acordaron su renuncia “por el bien de la nación”.

También insistió no estar interesado en “ningún tipo de toma de poder”, y solo en que se haga justicia con el presidente, asesinado durante la madrugada del 7 de julio.

Sin embargo, a pesar de que Henry recibió el apoyo de la comunidad internacional, en especial del Core Group, formado por embajadores de varios países y representantes de la ONU, la OEA y la Unión Europea, los partidos políticos se distanciaron de su propuesta, y lo acusaron de querer formar un gobierno sin consultas, y sin tener en cuenta las demandas de la población.

El reciente mensaje de la comunidad internacional, dando un espaldarazo al primer ministro designado Ariel Henry, y sin mencionar al jefe de Gobierno en funciones, Claude Joseph, coloca a Haití nuevamente sobre la línea de la inestabilidad política, mientras sus fuerzas luchan por llegar un consenso interno sobre la sucesión gubernamental, dijo a Sputnik el analista y economista, Jean Jacques Jores.

“Más que un desaire a Claude Joseph la postura del Core Group pone en evidencia que otra vez Estados Unidos quiere ordenar el futuro del país, menospreciando los acuerdos entre las fuerzas políticas nacionales”, dijo el especialista a Sputnik.

El fin de semana, el Core Group, integrado por representantes de varios países, la Organización de los Estados Americanos, la Organización de las Naciones Unidas y la Unión Europea, alentó a Henry a formar un gobierno consensuado e inclusivo, y a organizar elecciones, pese a la aguda crisis política del país.

Henry fue nombrado dos días antes del magnicidio, sin tiempo para formar un gabinete, y estuvo al margen de las decisiones gubernamentales, mientras Joseph decretaba estado de sitio, se ponía al frente de las investigaciones del asesinato y prometía elecciones a la comunidad internacional.

Para pujantes plataformas opositoras como el Sector Democrático y Popular, ni el primer ministro renunciante ni el designado tienen legitimidad para dirigir el país.

“El Core Group se equivoca al pensar que Henry puede establecer un gobierno sobre la base del artículo 149 de la Constitución. Este artículo supone un gobierno en su lugar, ratificado por el Parlamento que asegura el poder ejecutivo. El artículo 149 es inaplicable”, señaló en Twitter el abogado y portavoz de Sector Democrático, André Michel.

Michel subrayó que solo un amplio consenso, acompañado de un acuerdo político, podrá romper el estancamiento político actual.

Cientos de fuerzas políticas y sociales se reunieron el fin de semana para iniciar los debates, malogrados por la intervención de otros activistas.

Sin un acuerdo claro y con muchos intereses sobre la mesa, se abre paso una crisis de liderazgo en una Haití que hace décadas lucha por alcanzar una estabilidad política.

Sputnik