La F4 de apodera de Monterrey

En un ambiente total de fiesta, el Autódromo Monterrey fue testigo de una carrera épica, donde México se impuso, siendo Manuel Sulaimán una vez más, el piloto que se subió a lo más alto del podio. Haciendo un triplete, ganó 3 de 3 carreras. El que tuvo un domingo de ensueño fue Nico Christodoulou que amarró el segundo lugar. Mientras que el piloto Emiliano Richards, alcanzó la P3.

La gran carrera final del GP Monterrey dejó a más de uno boquiabierto, pues todo indicó que Manuel Sulaimán estaría dentro del podio, una vez más el deporte motor nos demuestra que no hay nada definitivo hasta que vemos ondear la bandera a cuadros y durante la competencia Crawford se rezagó hasta la P6, por problemas en su monoplaza con los que venía batallando desde la Carrera 2 y lo hizo perder ritmo.

Sulaimán era líder de la competencia, pero en un muy buen trabajo del canadiense Nico Christodoulou y Emiliano Richards lo hicieron sentir presión hasta el final de las 24 vueltas que duró la última carrera del día.