Mostly Clear

13°C

Mostly Clear

Clima:

Vientos y tempestades

Fernando Herrera.- La desaceleración económica que inicia en Estados Unidos y las políticas económicas de asistencia que seguirá la próxima administración son dos retos importantes a mediano plazo para México.

Una desaceleración en EU conlleva un menor crecimiento de la economía para nuestro país. Los analistas sellan que de junio del 19 hasta un año más es lo que podría esperar la economía de EU para iniciar ese proceso de desaceleración.

El Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá es un excelente paliativo, pero primero debe quedar en firme. Además, México debe garantizar estabilidad macroeconómica para enfrentar los embates internacionales y los efectos de la explosiva relación comercial Estados Unidos y China, al igual que potenciales colapsos en las economías emergentes.

Sobre las políticas económicas habrá que esperar que generen confianza en los inversionistas nacionales y extranjeros.

Primer tijerazo donde sí duele

Las entidades federativas de nuestro país sufrirán recorte presupuestal, por primera vez en 20 años, debido a que el presupuesto 2019 recortará su principal fuente de ingresos, obvio, detrás de los estados van los municipios.

El presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, y su equipo, planean reducir en 108 mil millones de pesos los recursos federales que van a los estados y municipios, respecto de lo que recibirán este año.

La liquidez de las tesorerías estatales y municipales tendrá problemas en el corto plazo y los obligará a replantear sus presupuestos.

En el avance que AMLO presentó la semana pasada del Presupuesto para el próximo año, se prevé asignar 703 mil millones de pesos a participaciones de los estados, menor a los 811 mil 931.6 millones de pesos aprobados para este último año de Peña Nieto. Desde el 2000, el último año de gobierno de Ernesto Zedillo, a 2018, las participaciones han sido aprobadas al alza por el Congreso, aunque hubo un bache en 2009.

Los impuestos a la buena fe

El Servicio de Administración Tributaria (SAT) ha descubierto una red de simulación fiscal conformada por 13 mil socios y accionistas de empresas chicas. Detectan también que hay 600 mil empresas riesgosas que evaden impuestos y que tienen en común que son empresas fachada o fantasmas creadas específicamente para evadir al fisco.

La red de simulación está formada por empresas de todos los sectores económicos, ya que hay comercializadoras, prestadoras de servicios, hay empresas muy grandes, de comunicación y de deportes como algunos de los equipos del futbol mexicano, reveló el administrador central de Planeación y Programación de Auditoría Fiscal Federal del SAT.

Señala que unos 13 mil socios, de estas empresas o accionistas, están utilizando esquemas de simulación fiscal mediante los cuales se omite la retención de impuestos correspondientes al flujo de dinero; por ejemplo, si se da un flujo de 300 millones de pesos entre una empresa y un socio se opta por omitir la obligada retención de unos 100 millones de pesos, equivalentes al 30 por ciento del Impuesto Sobre la Renta (ISR).

En estos 13 mil socios y accionistas hay de todo, de todo, inclusive personas públicamente o políticamente expuestas, involucradas en el mundo del deporte entre otras actividades.

Los tiburones

Hace tres meses que se dio a conocer que el Club Veracruz incumple con obligaciones fiscales y se desprende que no solo los Tiburones del Veracruz, sino también en otros equipos de la Liga MX. Las investigaciones con relación al caso Veracruz están muy avanzadas y pronto podría haber resultados, en tanto las auditorías a la Liga MX, a raíz del caso del Veracruz, van muy avanzadas, están en curso, de hecho ya se detectaron irregularidades importantes en otros clubes. Esta investigación dejará en claro que la fiscalización ha cambiado.

Trump pierde el estilo

El presidente estadounidense, Donald Trump, tuvo una conferencia de prensa muy tensa ayer miércoles, un día después de las elecciones legislativas en Estados Unidos en las que su partido perdió el control de la Cámara de Representantes.

En particular, Trump atacó a un reportero de CNN a quien llamó persona “terrible”, luego le impidió seguir cuestionando y lo mandó sentar.

La molestia de Trump fue cuando se le preguntó si no creía que ‘demonizaba’ a los inmigrantes, pero ni pudo terminar ya que el mandatario le interrumpió para responder que él quiere que entren a Estados Unidos, pero legalmente, incluso le preguntó: “¿Sabes por qué necesitamos a la gente? Porque tenemos cientos de empresas que se mudan. Necesitamos gente”, pero que vengan dentro de la legalidad. Enseguida un molesto Trump dijo: “Creo que deberías dejarme dirigir el país”.

El fiscal general pagó los platos rotos

El fiscal general, Jeff Sessions, renunció a pedido de Donald Trump después de ceder el control de la investigación de Rusia. A su solicitud, presento mi renuncia, redactó en una carta dirigida al jefe de Personal de la Casa Blanca, John Kelly.

El dolor de cabeza del presidente proviene de las investigaciones del abogado especial Robert Mueller. Por lo pronto Matthew Whitaker asumirá el cargo de fiscal general interino, cabe señalar que ha sido un crítico de la investigación de Rusia, y ahora tendría el poder de despedir a Mueller o frenar su investigación sobre la interferencia de Rusia en la campaña presidencial de 2016, con los costos políticos que implicaría para Trump.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Más en esta categoría: « La corrupción y AMLO En la Hoguera »