Partly Cloudy

33°C

Partly Cloudy

Clima:

Alex es de los buenos

Dr. Fernando Antonio Herrera Martínez.- La candidatura de Alejandro Domínguez a la presidencia municipal de Chihuahua, es difícil, muy difícil; el compromiso del joven político es enorme, pero su carrera limpia y su gran trabajo de gestión, y al interior, en la Cámara de Diputados, lo avalan.

Alex es un político limpio, ajeno a las transas de otros que han hecho del PRI un partido aborrecido por muchos, pero, hay que decirlo, recio y quedito, en lugares públicos y privados, en artículos periodísticos o en opiniones, como ésta. En el PRI son más los buenos que los malos y eso aplica también para el otro partido odiado, como lo es el PAN.

Se dice que la sociedad está harta de PAN y PRI, y es cierto, pero también hay que decirlo, los robos descarados de políticos sin escrúpulos no son responsabilidad de toda la militancia de un partido, ni de todos los integrantes o políticos que ocupan puestos de elección popular. Alejandro Domínguez es un claro ejemplo de ello.

Muchos analistas dan por descontado que la Presidencia Municipal de Chihuahua permanecerá en las filas de Acción Nacional, con Maru Campos, como presidenta que se reelegiría y, con ello, prepararse para el relevo de Don Javier. Ese será tema posterior para este espacio. Por lo pronto, continuemos, Maru no es confiada y sabe que su adversario Alejandro es una real promesa política para Chihuahua. El secreto de la elección está en el trabajo de campo en la heterogénea población de la capital.

La zona dorada de Chihuahua, es decir, la parte poniente y norponiente, son azules; en ellas se enmarca el distrito 15, otra parte azul es la zona del distrito 16, que se encuentra de la avenida Colón y/o Vallarta hacia el poniente. Cabe señalar que en esas dos zonas se invierte la mayor parte del presupuesto de la ciudad.

Pero ya más al norte, tanto oriente como poniente se localiza el distrito 12 en donde, en la pasada elección ganó el PAN, pero nada garantiza que ese fenómeno ocurra de nuevo. Kenia Durán, la candidata del PRI, es una joven promesa que puede hacer la faena, tanto para entrar al Congreso como para ayudar a Alex.

En cuanto a la zona de la capital que colinda con Aquiles Serdán y con el municipio de Aldama también puede hacerse un excelente trabajo por parte de Paola Arroyo, otra joven promesa política priista que tiene toda la oportunidad de ser diputada y también ayudar a Alex. Por último la zona surponiente que comprende el distrito 18 y en donde el joven José Luis De Lamadrid intentará hacer el trabajo político para iniciar una prometedora carrera política.

En resumen, sería bueno que dejen de hacer cuentas alegres o negativas, nada está decidido, el resultado de una elección nunca es igual, la política es dinámica y el ejercicio de gobernar desgasta. Alex Domínguez tiene claro el reto, él mismo lo reconoce, pero no se arredra, al contrario se motiva, y si logra hacer el trabajo con sus compañeros de partido mencionados puede alcanzar su sueño de ser alcalde de la ciudad.

Un dato adicional, la candidatura de Falomir por el octavo distrito mejora el chance para el PRI, con Minerva Castillo, que, de lejos, es mejor candidata que el cabrito, a quien hasta hace poco nadie ubicaba, ni conocía, pero que ahora como propuesta de Movimiento Ciudadano va en ese distrito, como parte de los acuerdos del Frente formado por PAN, PRD y MC.

Si los candidatos de los distritos 15 y 16 que son los que menos posibilidades tienen de ganar se ponen las pilas y sacan un buen resultado, aunque no ganen, pueden tener premio, y ser acogidos en la Alcaldía si ayudan al Alex, refiriéndonos a Susy Baca De Las Casas y Ricardo Santana. Ahora bien, si Alex hace su jale y la logra, en una nada y hasta ayuda a que a otros les vaya bien.

En ese tema de ayudar a otros, estará el gran trabajo político de Lilia Merodio que ganando el tercer distrito de Juárez, aportaría votos a José Antonio Meade, a José Reyes Baeza y, por supuesto a la candidatura de Adriana Terrazas para la Presidencia Municipal de Juárez, luego habría que sumar el de Adriana Fuentes, ganando el primero, también de la frontera.

Estaría también el trabajo político de Chela Ortiz en el distrito nueve federal, que de ganar, como se espera, también ayudaría a otros.

Es un trabajo político de sinergia, en la que deben lograr que el todo sea mayor que la suma de sus partes. Dejaremos también el tema de las senadurías para otro día, al fin y al cabo para escribir sí hay tiempo, aunque para ellos, los candidatos, ya casi no.

En conclusión, Alejandro, Alex Domínguez puede hacer la faena, si no se duermen en sus laureles ninguno de los priistas limpios, deben saber que es cierto eso de que son muchos, pero muchos más, los buenos. Hay que aprender a defender los buenos productos y Alex lo es, es uno de los buenos productos políticos que tiene el PRI.

Hay que creer en esas jóvenes promesas, defiendan en cada casa, en cada acera, en cada calle, en cada colonia, en cada ciudad a sus buenos elementos. Que nadie agache la cabeza, los malos a la cárcel, pero los buenos merecen el apoyo de la sociedad.

Hay que hacer el trabajo, sin rubor, sin sonrojo, sin pena y sin vergüenza. La corrupción lastima a todos y está en todos lados, no es privativa de ningún partido. La impunidad que es la que más lastima debe ser superada con los mejores elementos de cada uno de los partidos, y que dentro de ellos, los limpios no cubran a los sucios, los chihuahuenses lo exigimos, lo necesitamos y lo merecemos. Dejemos de culpar a todos y aprendamos a elegir a los buenos de cada uno de todos los partidos, porque en todos hay de todo.

fernandoherrera1956@hotmail.com

Más en esta categoría: « Increíble gente buena En la Hoguera »